miércoles, 23 de octubre de 2013

T r u c o


Para asegurarnos de que los filetes de carne de vaca que hemos comprado, no "salgan" duros.  Los untamos con un poco de aceite
de un lado y de otro, dejando macerar, veinticuatro horas mínimo, en la nevera.
A la hora de cocinarlos, se escurren un poco y se ponen en la plancha bien caliente, en su mismo aceite.  Exquisitos.
Si el aceite es de oliva, mejor aún.

No hay comentarios:

Publicar un comentario